Home Cultura ¿Qué es una mujer?

¿Qué es una mujer?

by Samuel Arango
555 views
sunflowers, field, woman

A las mujeres no hay que definirlas porque no caben en una definición; hay que describirlas.


Ellas tienen la cabeza más bien puesta del mundo. Manejan en su cerebro toda la información importante y la sutil de su marido, de los hijos, de la casa, del trabajo, de las amistades. No olvidan ni los cumpleaños, ni el pago de servicios, ni la lonchera, ni el aniversario, ni la receta, ni los detalles de la reunión, ni los consejos para las raspaduras de las rodillas. El mundo entero cabe en sus cabezas con una lucidez meridiana. Tienen además el don del consejo acertado. Por lo regular no pierden la cabeza, sino que más bien les ayudan a los demás a encontrar las suyas.


La frente de la mujer es siempre tierna y acogedora.


Sus ojos son radares que detectan al instante los sentimientos de quienes se encuentran a su lado. Ve los detalles que nadie más ve.


Su olfato femenino la hace ser intuitiva. Ella sabe, sin estudiar, cuándo es una gripa o cuándo es una disculpa.


Sus labios son playas en las que se asolea el amor. De su boca siempre salen las mejores soluciones. Algunos dicen que hablan más de la cuenta: son puros cuentos. Hablan lo que el mundo necesita para caminar.


El centro de mando de la mujer es el corazón. No tiene tamaño conocido porque la capacidad de amar sobrepasa el universo entero. Se entrega sin mentiras ni medidas. El corazón de las mujeres es el meridiano por el que pasa el mundo. Allí se encuentran, a todas las horas del día, los sentimientos nobles de todos los seres humanos.


El regazo femenino es la cuna donde se engendran el amor, la armonía, el perdón, la ternura. Allí se recuestan los dolores y las penas.


Y el éxtasis de las mujeres está en sus manos acariciadoras, laboriosas, desveladas, las que construyen el mundo de la esperanza y el futuro. Ellas tejen los hilos de las almas con delicadeza y entrega. Manos finas que se estiran para levantar al caído y acariciar los sueños de todos los que sufren pesadillas. Y para rematar, una mujer tiene unos pies que van a donde tienen que ir, que acuden pronto a donde se les necesita, que marcan sus huellas en el camino de la vida.


Una mujer, no hay duda, es un poema escrito por Dios. Es la belleza exagerada o, mejor, acercada al infinito. 

Gracias, Dios, en nombre del universo entero, por la mujer.

Samuel Arango M.

Diciembre, 2020

Related Articles

6 comments

Jaime Lopez Velez 10 diciembre, 2020 - 10:11 am

Digno de ser compartido más allá de nuestro grupo de exjesuítas

Reply
Stella 10 diciembre, 2020 - 5:52 pm

Samuel bellísima descripción de la mujer . Gracias

Reply
Eduardo Jiménez 10 diciembre, 2020 - 7:27 pm

Samuel sin duda se ha “botado” en su merecido elogio a la mujer. Gracias por ese hermoso texto.
Abusando de su paciencia quiero hacer una pequeña corrección al libro del Génesis donde relata la creación del primer hombre y la primera mujer, algo que si no recuerdo mal viene de Paolo Coelho.
Resulta que lo que sucedió en realidad fue que Dios creó primero a la mujer. Ella sin embargo se sentía tan sola en el paraíso que le pidió a Dios que le creara una pareja, al igual que tenían todos los animales del paraíso. Dios le previno:
– Eva, Eva, no sabes lo que estás pidiendo.
– ¿Por qué Señor?
– La pareja que yo puedo crearte es perezoso, infiel, mentiroso, orgulloso y pretensioso.
Eva respondió: – Oh no, Señor, por favor, si es así mejor sigo sola como estoy hasta ahora.
El Señor le contestó: – Bueno, para que veas todo el contexto, también esta criatura es fuerte, puede cazar los animales que necesitan para comer, puede moverte los muebles del apartamento cada vez que quieras cambiar la decoración y puede encender el fuego.
La respuesta de Eva fue: – Bueno, Señor, si es fuerte y puede encargarse de estas cosas, está bien. A pesar de lo que me dices, por favor crea para mi esta pareja.
– Ok Eva, respondió Dios, voy a crear al hombre pero con una condición. Como esta criatura es tan vana y pretensiosa, vamos a hacerle creer que él fue creado de primero.

Reply
Reynaldo Pareja 10 diciembre, 2020 - 7:56 pm

Samuel, Tu reflexion de la mujer es mas que una descripcion; es un poema que hace justicia a lo mejor que tienen todas las mujeres. Solo necesitan las oportunidades para manifestar el tesoro que esta en la esencia de ser quienes son. Que todos los hombres que lean tu reflexion puedan hacer un cambio en sus percepciones sobre ellas que les permitan apreciarlas en todo su valor, especialmente la madre, la hermana, la compañera de vida. Ahora solo resta que una de ellas escriba una reflexion sobre el valor que tenemos los hombres para que quede completa la apreciacion del binomio que sostiene la especie humana. Reynaldo P

Reply
John Arbeláez 11 diciembre, 2020 - 3:00 pm

Preciosa descripción de la mujer, Excelentes reflexiones para seguir reflexionando y aplacar nuestro machismo patriarcal.

Reply
Jorge Luis Puerta 12 diciembre, 2020 - 6:51 pm

Me identifico con aquello que decía Simone de Beauvoir sobre la mujer: serlo es un “programa de vida” y en palabras de una de sus comentaristas ese programa consiste “en confiar, siempre, en las posibilidades de lo humano, de ese ser que gestamos y alumbramos en comunión con la vida; elevar nuestro nivel humano al máximo de lo posible creativo, y no de lo limitado masculino; concebir de nuevo el mundo, un mundo en el que tome cuerpo la equidad, la empatía, la sabiduría y la alegría de existir; levantar la enseña de la liberación, de la rebelión, de la libertad a la medida de lo humano; desplegar la inteligencia dormida, la experiencia viva, y los deseos latentes para la construcción de ese mundo que soñamos”.

Reply

Leave a Comment