Home Tags Posts tagged with "Subconsciente"
Tag:

Subconsciente

Download PDF

Muchos psicólogos usan los términos consciente / inconsciente con base en que el prefijo in implica una negación, como competente / incompetente, o sea, consciente / no consciente.  Debajo del consciente existe otra entidad que no razona y que realiza funciones en nuestro organismo, independientemente del consciente, que es el que razona. Por eso, prefiero usar consciente / subconsciente.

El subconsciente es como una computadora que controla todas las funciones automáticas e instintivas en nuestro organismo, como caminar, conducir un auto, todos los ciclos biológicos, el control del ritmo cardíaco, el ritmo respiratorio, los reflejos, etc.

 Todas las funciones del subconsciente son independientes del razonamiento y, por consiguiente, del consciente. El subconsciente siempre está trabajando de día y de noche en el manejo de todas las funciones de nuestro organismo y si en algún momento deja de funcionar, hay que solicitar los servicios de la funeraria.

Una madre duerme con un sueño profundo, escucha un ruidito y brinca de la cama hacia la cuna del bebé para revisarlo y ver que todo esté bien. La preocupación por el cuidado del bebé, cuando se acostó a dormir, creó una orden al subconsciente y al oír el ruidito la hizo saltar hacia la cuna para revisarlo.

Independencia de consciente y subconsciente ​

El consciente solo puede atender una operación; en cambio, el subconsciente puede atender varias operaciones simultáneamente.​

Para lograr la independencia de consciente y subconsciente yo les pongo a mis alumnos de piano este ejercicio:  ​

  1. Marcar con el pie un pulso cada segundo. ​
  2. Dar 2 golpes por cada pulso con la mano izquierda​.
  3. Dar 3 golpes por cada pulso con la mano derecha​.

Repetir el ejercicio hasta hacerlo con fluidez y sin pensar; entonces lo estaremos haciendo con el subconsciente. Sonará como el ritmo de merengue vallenato colombiano.​

  • Leer en voz alta el presente artículo mientras el subconsciente trabaja.​

Cuando lo logremos hacer con fluidez, estarán trabajando con perfecta independencia el consciente y el subconsciente. ​

Si tengo que ir a una dirección desconocida, miro el sitio en el mapa y luego las arterias, avenidas y calles que debo recorrer para llegar allí. O con la tecnología moderna pongo la dirección en Waze y voy siguiendo las instrucciones de la plataforma hasta llegar allí.  Toda esta primera operación la realizo con el consciente. Pero después de unas pocas veces, simplemente pienso voy a ir a tal sitio y el subconsciente conduce el auto y me lleva hasta allí, mientras el consciente va resolviendo problemas de la empresa por teléfono o escuchando música, conversando o pensando en múltiples ideas.

Programación del subconsciente

El subconsciente puede ser programado por pensamientos positivos repetitivos, generados por el consciente, en estado de relajamiento o por autohipnosis, tal como aprendimos en mi artículo anterior “Control mental sobre la salud”.  Así podremos controlar nuestra salud, curar alguna enfermedad, adquirir una personalidad magnética, eliminar malos hábitos, lograr el éxito en nuestro oficio o profesión, alcanzar la felicidad, mediante la programación del subconsciente.

En estado consciente también puedo programar el subconsciente en cualquier momento con pensamientos repetitivos, pues estos se convierten en órdenes al subconsciente. Por ejemplo: Todos mis órganos y sistemas se están poniendo normales, la causa del dolor de cabeza está desapareciendo, la irrigación sanguínea en el cerebro se está poniendo normal… Al subconsciente se le dan órdenes que irá cumpliendo al pie de la letra y sin razonar.

Uno mismo puede entrar en autohipnosis mediante sugerencias de un sueño profundo: Me duermo profundamente, siento un sueño profundo, mis párpados se están poniendo pesados, cada que me ordene dormir lo haré más profundamente, y pensamientos por el estilo.​ Así va entrando en un relajamiento profundo y su frecuencia cerebral va bajando hasta el nivel alfa, donde el consciente se conecta con el subconsciente, facilitando su programación. ​

Cuando termina sus sugestiones de sanación, se da la orden de despertar: A la cuenta de tres despertaré con todos mis órganos y sistemas en perfecta normalidad.”¡1, 2, 3, despierto​!”​.

El subconsciente conoce todas las funciones de mi organismo. Así, para sanar de una enfermedad, simplemente repito el pensamiento: mi subconsciente está eliminando la causa de la enfermedad… Al eliminar la causa desaparece el efecto, sin necesidad de exámenes de laboratorio, ni radiografías, ni encefalograma, ni resonancia, ni medicinas, ni cirugías, ni conocimientos médicos, pues el subconsciente conoce perfectamente todos mis órganos y sistemas, todas mis células, todas las fallas dentro de mi organismo. Entonces, para lograr una salud perfecta le programo: 

Todos mis órganos y sistemas se están normalizando, mis órganos y sistemas están entrando en armonía, todas mis células se están poniendo normales, las células malignas se están eliminando, las células buenas se están regenerando…

Con la programación del subconsciente me he curado de  artritis reumatoide, cáncer de próstata, diverticulitis, hemorroides; he liberado a mi esposa de tres cirugías ordenadas por los médicos: osteofitos en la columna, túnel carpiano y cálculos en la vesícula. Por medio de hipnosis o de enseñar a programar el subconsciente he ayudado a familiares y amigos a curarse de asma, cálculos, sonambulismo, secuelas de derrame cerebral o de infarto, glaucoma, parálisis, incontinencia urinaria, migrañas y muchas otras enfermedades graves, sin tener conocimientos médicos.

La memoria subconsciente

Cuando alguien que no es músico escucha a un aprendiz tocando una canción en el piano y se equivoca en una nota, inmediatamente se da cuenta del error, y si se acerca al piano puede ayudarle al aprendiz a encontrar la tecla correcta. El subconsciente tiene una memoria poderosísima que guarda como en un disco duro todo lo que ha escuchado en la vida. Este es el gran secreto de los músicos de oído, que cuentan con la facilidad de ir tocando los sonidos que tienen almacenados en ese poderoso disco duro del subconsciente.

La memoria consciente es limitada; en cambio, la memoria subconsciente es infinita. Cuando un músico memoriza una pieza con el consciente, tiene que estar tocándola con frecuencia para no olvidarla. En cambio, si la guarda en el subconsciente, repitiendo cada frase hasta poder tocarla sin pensar, queda grabada en el subconsciente y podrá tocarla con fluidez sin pensar en notas, ni acordes, ni ritmos. Cuanto menos se use el consciente al tocar, aflorará más el subconsciente y la ejecución musical será más fácil.

Programación de una personalidad magnética

Si alguien va a presidir una junta muy complicada, donde van a exponerse serios problemas, o va a dar una conferencia ante un auditorio difícil, puede programar su subconsciente pensando: “Cuando esté en la junta (o en la conferencia), mi mente consciente se conectará con el subconsciente… Así tendré un gran poder de concentración…, una memoria prodigiosa…, un gran poder de deducción…, un gran poder de persuasión… Tendré una personalidad magnética…, gran facilidad para rebatir las objeciones de los opositores…, con un gran poder de persuasión los convenceré de mis ideas…, tendré perfecto control de mi sistema nervioso…”  y así por el estilo.

Después de la junta todos comentarán su personalidad magnética y avasalladora, que tumbó todas las objeciones y todos resultaron aprobando sus proposiciones por unanimidad… ¡Un éxito total en la junta!

Musicoterapia

La musicoterapia consiste en la sanación con ayuda de la música. La música de Bach o de Mozart es de una armonía muy perfecta. Escucharla ayuda a armonizar los órganos y sistemas y, como consecuencia, a mejorar la salud.

La música de Nueva Era (New Age) puede lograr el efecto de bajar la frecuencia de las ondas cerebrales y producir un estado de relajación, de tranquilidad y de paz interior, muy apto para programar el subconsciente con pensamientos positivos como Todos mis órganos se están normalizando, todos mis sistemas se están poniendo normales, mis órganos y sistemas se están poniendo en armonía, mi sistema cardiovascular se está normalizando, las células malignas se están eliminando, el tumor está disminuyendo hasta desaparecer, la causa del dolor está desapareciendo…

Escuche Música de Nueva Era en Youtube².

Grabación de las órdenes al subconsciente

Si cuenta con una grabadora, un reproductor de mp3 o un computador portátil donde pueda grabar sus parlamentos con órdenes de sanación, tiene una herramienta muy eficaz para la programación del subconsciente.

Escriba las órdenes en frases cortas, siempre afirmativas y nunca negativas. Lea despacio cada frase, vocalizando muy bien y haciendo una pausa entre cada frase. Incluya una orden para dormir profundo y haga que cada respiración lo lleve más hondo. Tan pronto termine su parlamento, repítalo dos veces, para completar tres versiones continuas del mismo parlamento.

Cuando entre en estado de relajamiento o se disponga a dormir en la noche, dispare su reproductor de sonido. En muy pocas sesiones comenzará a sentir los efectos positivos.

El subconsciente es una herramienta prodigiosa que en la mayoría de las personas pasa desapercibida y, aunque funcione perfectamente, no se dan cuenta de que la poseen. Aprovéchela y alcanzará el éxito en su vida profesional y el control perfecto de su salud, logrando una vida feliz. 

___________

² https://youtu.be/VhQDPmZua4A 

Alberto Betancourt

Abril, 2022

9 Comentarios
1 Linkedin
perception, psychology, face-4039508.jpg
Download PDF

El subconsciente trabaja como una computadora controlando todos los procesos biológicos, todos los movimientos rutinarios y rítmicos, las reacciones instintivas y también opera como un programador de nuestra salud.

Podemos programar el subconsciente para curarnos de alguna enfermedad, para normalizar alguno de nuestros sistemas y órganos o para disfrutar de buena salud. Podemos dar órdenes directas al subconsciente o, simplemente, tener pensamientos positivos respecto a nuestra salud. Esos pensamientos se convierten en órdenes que este cumplirá al pie de la letra.

Las ondas cerebrales

Gracias al encefalograma puede comprobarse que en el cerebro se desarrolla una gran actividad eléctrica, pues emite cinco tipos ondas: gama, beta, alfa, theta y delta.

Nivel beta

En estado de vigilia, estado consciente, en una situación normal estando despiertos, nuestro cerebro emite ondas beta con frecuencias de 14 a 30 hertz.

Nivel gama

En caso de un ruido repentino, un susto, un sobresalto o pánico las ondas se aceleran y superan la frecuencia de 30 hertz, convirtiéndose en ondas gama. Estas tienen frecuencias entre 30 y 40 hertz. En ambos casos ‒ondas beta y gama‒ nos hallamos en estado consciente.

Nivel alfa

En el proceso natural del sueño, cuando estamos acostados dispuestos a dormir, las ondas cerebrales comienzan a bajar su frecuencia y entran en el nivel alfa. Las ondas alfa tienen una frecuencia entre 7.5 y 14 hertz. En este nivel convergen el consciente y el subconsciente. El nivel alfa es el estado ideal para programar conscientemente el subconsciente. 

Al nivel alfa se llega por el proceso natural del sueño, pero también por relax, hipnosis o autohipnosis, así como por drogas sicotrópicas.

Cuando en estado consciente conectamos el consciente con el subconsciente tenemos más imaginación y creatividad, una memoria poderosa, una mayor capacidad de concentración, una mejor disposición para el estudio y un mejor comportamiento físico.

Entramos entonces, conscientes, en un estado extraordinario de lucidez mental. Algunos músicos de rock y de jazz llegan a este estado gracias a ciertas drogas, pero es mejor para la salud y para el bolsillo tratar de entrar programando el subconsciente.

Nivel theta

Siguiendo el proceso natural del sueño, la frecuencia de las ondas sigue bajando y entramos a las ondas theta. Estas oscilan entre frecuencias de 3.5 a 7.5 hertz.

Llegamos así a un estado onírico, donde la mente vuela y crea imágenes que se convierten en sueños y fantasías, en medio de una total relajación física y mental. En muchas personas aparece un movimiento orbital rápido en los ojos durante este período de sueño.

Muchos de los grandes genios creadores han generado algunas de sus obras maestras en este estado de las ondas theta. Paul McCartney escuchó, en un sueño, la melodía de Yesterday y al despertar la tocó en su guitarra y la grabó, llevándola luego a una sesión en el estudio de grabación. John Lennon compuso la letra y así nació el mayor éxito de los Beatles. 

Muchas veces nos dormimos preocupados por buscar la solución a un problema y de repente encontramos en sueños una solución muy nítida.

Algunas personas tienen el hábito de dormir con un cuaderno al lado y al despertar de un sueño lo escriben. Hay quienes se dedican a interpretar los sueños como mensajes que vienen del subconsciente.

En estado de relax o hipnosis ligera estamos en nivel alfa. En hipnosis profunda pasamos al nivel theta.

Nivel delta

Por último, pasamos al sueño profundo, cuando el cerebro emite las ondas delta con frecuencias inferiores a 3.5 hertz. En este estado la conciencia está dormida profundamente y todo el cuerpo descansa.

Ejercicio de sanación

Con esta información sobre las frecuencias de las ondas cerebrales, podemos programar fácilmente el subconsciente para controlar nuestra salud. Pongamos un ejemplo: la eliminación de unas células malignas.

Cuando en la noche me acuesto a dormir estoy en estado consciente en nivel beta. Mis músculos se van aflojando, me voy relajando lentamente y la frecuencia cerebral va bajando hasta entrar en nivel alfa, llegando al estado ideal para la programación del subconsciente. Entonces pienso: las células malignas están desapareciendo, mi subconsciente está eliminando las células malignas, mi sistema inmunológico está eliminando las células malignas. Las células buenas se están regenerando… y sigo creando pensamientos positivos respecto al mismo tema. 

Al subconsciente siempre debe hablársele en positivo, pues no capta la palabra NO: Si digo No me dará gripa… el subconsciente capta me dará gripa y enseguida comenzaré a sentir los síntomas de esa enfermedad.

Esos pensamientos se convierten en órdenes al subconsciente y a medida que voy entrando en el sueño voy pasando al nivel theta donde se reafirman con más fuerza esas órdenes, pasando luego al sueño profundo en nivel delta. Así, mientras disfruto de un sueño profundo, mi subconsciente trabaja en la sanación de mi enfermedad.

La hipnoterapia funciona con base en estos principios. El hipnotizador induce rápidamente al sujeto en un estado de hipnosis ligera a nivel alfa, o de hipnosis profunda a nivel theta, y le hace las sugestiones hipnóticas para su pronta sanación.

Esta es la técnica que emplean los pastores evangélicos en sus sesiones de sanación, dando las sugestiones en nombre del Espíritu Santo. Así, cuando el sujeto se acerca a dar las gracias, el pastor le dice que esta es una muestra del poder del Espíritu Santo y que para lograr que su curación dure es necesaria su conversión a la Iglesia y el pago puntual de los diezmos.

Yo he sido muy feliz en la vida por haber logrado el control de la salud y quiero compartir con mis amigos este gran secreto. ¡Salud!

Alberto Betancourt

Febrero, 2022

9 Comentarios
1 Linkedin