Home Tags Posts tagged with "Julio y Maria Cristina Hidalgo"
Tag:

Julio y Maria Cristina Hidalgo

man, fog, silhouette-1868418.jpg
Download PDF

Antes que nada, es indispensable vivir hoy con fe, esperanza y total confianza en que todo en la vida humana es parte del Plan de Dios para nosotros, gracias al Padre Creador, al Hijo Redentor y Resucitado y a la acción permanente del Espíritu Santo.

Un texto que nos enviaron en estos días lo expresa maravillosamente: “La historia no va hacia el caos y la destrucción, porque Dios no abandona a los seres humanos a pesar de sus pecados y errores. Él siempre está actuando bajo la superficie de la historia, pero esta es una realidad que solo se percibe mediante la Fe: en cada época Dios esconde su Providencia pero la realiza en forma ineluctable, porque el Mal ya fue vencido por el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo, en el tiempo y en la eternidad”.

Dentro de ese Plan de Dios los creyentes de todas las religiones, y en el caso nuestro, en la Iglesia Católica,jugamos un papel fundamental a través de medios tan poderosos como los sacramentos y la oración.

En primer lugar, queremos aclarar aquí el concepto de Iglesia, pues generalmente se habla como si esta fuera constituida solo por obispos, sacerdotes, religiosos/as, diáconos, que es la Iglesia jerárquica. No obstante, en realidad, la Iglesia somos todos los bautizados, los que nos consideramos católicos y vivimos comprometidos con nuestra fe, el Cuerpo Místico de Cristo. En este sentido nosotros somos Iglesia, yo soy Iglesia, ustedes son Iglesia…

Por consiguiente, cuando alguien dice: ¿Qué está haciendo la Iglesia por la paz en Colombia y en el mundo? Indudablemente es mucho lo que hacemos como Iglesia; podríamos seguramente hacer mucho más, pero no podemos negar que como Iglesia, en gran medida estamos cumpliendo la tarea, cada cual a su manera, y muchos/as en un compromiso activo y visible dentro de la sociedad.

Y si alguien pregunta: ¿Qué podemos hacer por la paz en Colombia? nosotros creemos que uno de los caminos fundamentales es la oración, y también pensamos que debemos practicarla en mucha mayor medida, pues ella, sin duda, nos ayudará a construir un futuro mejor para nuestro país y para la humanidad.

Sobre la oración se ha escrito, hablado y enseñado siempre; uno de los mejores libros de oración que hemos estudiado nosotros es “Contacto con Dios” de Tony de Melo y extraemos de él algunas ideas que consideramos esenciales al hacer oración; él dice que entre las formas de oración hay tres que son claves cuando estamos en diálogo con el Señor: la oración de alabanza, la oración de agradecimiento y la oración de petición.

Todas son vitales en nuestra vida y relación con Dios, y nos llamó la atención que insista en que nuestra petición debe ser constante, sin desfallecer, como la de la viuda frente al juez inicuo en el Evangelio, la cual no paró en sus ruegos hasta recibir respuesta.

No queremos extendernos mucho aquí, pero repetimos que uno de los caminos indispensables hacia la paz en Colombia y el mundo es la oración: la plegaria personal, la plegaria en familia que es la Iglesia doméstica, la plegaria en comunidad, todas son necesarias.

Para terminar, queremos enfatizar en que todos los seres humanos -del pasado, del presente y del futuro- somos una sola unidad, de tal modo que el cambio en una de las partes genera transformaciones en el resto; esto significa que lo que ocurra con uno de los miembros del conjunto, positiva o negativamente, da lugar a consecuencias positivas o negativas en los demás y en el todo, a través del tiempo y el espacio.

Por lo tanto, es crucial orar por nosotros mismos, por nuestras familias, por nuestros países y por el mundo entero, pues esto ejerce una fuerza infinita y potente que llena de luz todos los ámbitos, y cambia las realidades dañinas y oscuras que existen en el universo.

Otro consejo en esta misma línea es el que se refiere a orar para buscar sanación: tanto la humanidad como cada uno de nosotros cargamos heridas que deben curarse con la ayuda de Dios; de ahí que recomendemos orar para pedir la sanación de nuestro inconsciente personal, de nuestro inconsciente familiar y de nuestro inconsciente colectivo, siempre y en todo lugar.

La oración es una de las soluciones vitales para todo, en especial con el fin de contribuir a obtener “la Paz que solo Dios puede darnos”, como expresó Jesús después de su Resurrección.

Julio y Maria Cristina Hidalgo

Octubre, 2023

2 Comentarios
0 Linkedin
Download PDF

En nuestra tertulia número 157 del jueves 15 de agosto, conversamos sobre lo que significó para quienes lo han hecho, haber escrito y publicado un libro. Este es el testimonio de Julio Hidalgo.

Quiero hoy compartir con ustedes mi experiencia de lo que fue escribir y publicar un libro titulado “SER PAREJA”, en seis capítulos que forman una colección, cuyo objetivo es mostrar un estilo de vida y una guía para construir un buen matrimonio, como base sólida de familias armoniosas y fuertes, llenas de ilusión y entusiasmo, para demostrarle al mundo que ¡sí se puede! como muchos lo han hecho hasta ahora y están decididos a seguir lográndolo.

María Cristina y yo llevamos 51 años de casados ytrabajamos 32 años en el Encuentro Matrimonial Mundial,Movimiento de la Iglesia Católica que ofrece a las parejas un camino eficaz hacia una relación única, en armonía, amor y felicidad profundas, dentro de las naturales dificultades y tropiezos que nunca faltarán. No es ciertamente un camino fácil, pero vale la pena recorrerlo con el mayor esfuerzo, ya que en ello reside, en gran medida, nuestro destino y una de las mejores formas de realización.

Llevar a cabo esta publicación representó para mí una inmensa satisfacción, gracias a la entrega en ella de miles de vivencias, aportes nuestros y de muchas otras personas y libros, para que no se perdieran tantas luchas y desafíos, triunfos y avances, que fueran una orientación para nuestros hijos y para la sociedad en que vivimos.

Me siento alegre y esperanzado al haber sembrado una semilla de AMOR que vimos fructificar en nuestros hijos y familias, y en muchos otros matrimonios perseverantes, resilientes y exitosos, además de quienes no sabemos qué ha sido de ellos como dice Jesús en la parábola del Sembrador.

En este libro se refleja mi formación como jesuita al pasar en la Compañía por el juniorado, la Filosofía y un semestre de Teología, al igual que en mi trabajo de docente en el SENA y en algunas universidades, especialmente en la Javeriana.

El matrimonio debe ser un estado que nos genere paz, orgullo y estímulo para crecer como personas, como pareja y como familia; construir una buena relación de pareja es todo un arte, una ciencia y requiere preparación, aprendizaje, dedicación y cuidado.

Cualquier persona, para practicar una profesión, así sea la más sencilla, estudia durante años, mientras que, para casarnos y tener hijos, dos de las misiones más delicadas y de mayor trascendencia, pretendemos hacerlo sin mayor preparación ni estudio, como si fuese algo que brotaramágicamente de nuestra naturaleza.

Todo en la vida tiene un precio y, como dice sabiamente un hijo nuestro, entre más valga la pena, mayor será el precio que hay que pagar por ello. Lograr construir un buen matrimonio es, sin ninguna duda, ganarse el premio mayor y, por ello, se justifica plenamente que nos esforcemos en obtenerlo.

Esta obra, al publicarla, sirvió como regalo de bodas para familiares y amigos, nos llevó a realizar asesorías y terapias para personas, parejas y grupos; su difusión llegó a varias parroquias, emisoras de radio y al canal de televisiónCristovisión; varios matrimonios nos han confiado que su relación se salvó con la ayuda de dicha publicación.

Ha sido una bendición de Dios y hasta a nosotros mismos nos ha servido todo este trabajo para seguir adelante, a pesar de nuestras grandes penas y de nuestras dificultades.

Julio y Maria Cristina Hidalgo

Agosto, 2023

0 comentario
0 Linkedin